Radio UNNE
en vivo

Martes, 22 Noviembre 2016 09:07

Profesionales ofrecen un Servicio para la atención de gingivitis y periodontitis

Servicio de Periodoncia en el Hospital Odontológico Universitario. Servicio de Periodoncia en el Hospital Odontológico Universitario. Facultad de Odontología

El Servicio de Periodoncia atiende a pacientes con enfermedades que afectan encía y hueso de sostén. Los responsables destacan la necesidad de tener en cuenta los primeros signos.

La Facultad de Odontología de la Universidad Nacional del Nordeste (FOUNNE) ofrece un Servicio de Periodoncia que actualmente funciona en el Hospital de la Unidad Académica. El objetivo es atender a pacientes con enfermedades que afectan a la encía y el hueso alveolar, como gingivitis y periodontitis. Los profesionales destacan la necesidad de detectar a tiempo los primeros signos para evitar complicaciones mayores que pueden derivar en la pérdida de las piezas dentarias.

 El Servicio fue creado en el contexto de Programa General de Servicios Odontológicos de la FOUNNE, mediante resolución N° 537/10 del Consejo Directivo del 14 de octubre de 2010.  Se propone diagnosticar las diferentes alteraciones de la normalidad de los tejidos periodontales, utilizando métodos clínicos, radiográficos y de laboratorio, de acuerdo con principios científicos y de actualización permanente. En este sentido, cabe señalar la participación de los especialistas del área en ateneos donde se exponen los casos de mayor relevancia y se planifican los tratamientos adecuados.

Los profesionales, además, seleccionan y ejecutan planes de prevención y tratamiento de la enfermedad, acorde a cada situación patológica. Otros de los propósitos consisten en adoptar conductas terapéuticas y eventual derivación, así como articular la función asistencial con las tareas docentes del Departamento de Clínica Estomatológica y Quirúrgica. 

La demanda de consultas se ha incrementado con el transcurso de los años. En 2015 se atendieron 120 pacientes, de los cuales 89 recibieron tratamientos de distintos niveles de complejidad, entre terapia básica y quirúrgica. En el primer semestre de este año, se atendieron a 55 personas, de los cuales, 16 ya reciben tratamiento para gingivitis y periodontitis.

La enfermedad periodontal es el nombre genérico de un conjunto de patologías que afectan al periodonto, el cual es el tejido que rodea y sujeta a los dientes en los maxilares (encías, ligamentos, huesos). Es de naturaleza inflamatoria y causada por bacterias.

Dependiendo del grado de afectación, puede denominarse gingivitis o periodontitis. En el caso de la primera, se identifica cuando el proceso inflamatorio sólo afecta al periodonto superficial (encía) y no están afectados los tejidos que sujetan al diente. Se caracteriza por una inflamación en la encía, la cual se manifiesta enrojecida, edematosa y sangra fácilmente.

Por otra parte, cuando el proceso inflamatorio afecta a los tejidos periodontales profundos, provocando destrucción del hueso y ligamento, se está ante una periodontitis. De no tratarse, puede causar la pérdida de todas las piezas dentarias.

Esta enfermedad se manifiesta como una encía inflamada con presencia de bolsas periodontales (espacios entre la encía y el diente) que se valora con una pequeña sonda, la cual mide la distancia entre la encía y el hueso y se evalúa la movilidad o exposición de las raíces dentales que generalmente manifiestan sensibilidad a los cambios de temperatura.

La gingivitis afecta al 75 por ciento de las personas de 20 a 25 años. Mientras que la periodontitis es muy rara en jóvenes y adolescentes, es relativamente frecuente en adultos, especialmente de edad avanzada, ya que se observa entre un 25 y 30 por ciento de los casos, en mayores de 50 años.

Sin embargo, está en duda el viejo concepto de que “es normal perder los dientes en la ancianidad”. Una adecuada prevención y tratamiento de las enfermedades periodontales hacen que se pueda sobrepasar los 70 años manteniendo una buena dentición. Para ello la prevención es fundamental. 

Sucede que estas patologías pueden afectar a las personas sin ningún tipo de dolor, por lo que es necesario controles periódicos para detectar signos, según informaron desde el Servicio.

Entre los signos de alerta se encuentran, el enrojecimiento de las encías, aparición de abscesos con supuración y mal aliento, sangrado al cepillarse los dientes, aumento de la sensación dentaria al frío, retracción de las encías con sensación de dientes más largos y espacios entre ellos. Las causas se deben a bacterias en la boca. No obstante, por sí solas no pueden desarrollar la afección. También intervienen factores genéticos y un medio adecuado (tabaco, estrés, por ejemplo) para la colonización de estos microorganismos.

Es necesario tener en cuenta que la enfermedad periodontal puede derivar en otras patologías de mayor gravedad. “Está científicamente comprobada la relación entre enfermedades periodontales y cardiopatías”, informaron desde el Servicio. Además, pueden verse comprometidos los pulmones, riñones e hígado, entre otros órganos.

Los especialistas explicaron que patologías como la gingivitis y la periodontitis son crónicas pero a través de un adecuado tratamiento es posible detener el proceso destructor del hueso y conservar así los dientes. Los interesados pueden realizarse en el servicio  periodontograma y seriadas radiográficas para un diagnóstico de certeza.

El Servicio funciona de lunes a viernes de 8 a 12 en el Hospital Odontológico de la FOUNNE, en el Campus Universitario “Doctor Deodoro Roca”, ubicado en avenida Libertad 5.450. La constante actualización de los profesionales y del equipamiento, contribuyen a ofrecer una atención de excelencia a la comunidad.