Lunes, 02 Septiembre 2019 10:32

Investigadores de la FOUNNE estudian los componentes endulzantes de los chicles para prevenir la caries dental

En la Facultad de Odontología de la Universidad Nacional del Nordeste (FOUNNE), docentes especialistas y becarios de investigación, se encuentran estudiando los procesos fisiológicos de la saliva en adolescentes que mastican chicles con y sin azúcar. Se trata de un trabajo de investigación que se lleva a cabo en la unidad académica, con el fin de estudiar los componentes endulzantes de esta golosina y sus efectos en relación a la caries dental.


El trabajo de investigación, denominado “Efecto de la goma de mascar con diferente composición de azúcar en los procesos fisiológicos de la saliva en adolescentes con caries y sin caries”, es llevado a delante por miembros del Grupo de Investigación que estudian la saliva como fluido diagnóstico. El proyecto se encuentra encabezado por el Prof. Dr. Rolando Juárez e integrado por la Prof. Dra. Sandra Martínez, Od. Esp. Carolina Barrios, Od. Esp. María Agustina Romero y el Bioq. Armando Celía, con la coordinación general de la Secretaría de Investigación de la FOUNNE, a cargo de la Dra. Alina N. Peláez.


“La iniciativa surgió con la idea de comenzar a realizar trabajos donde pudiéramos estudiar las funciones de la saliva, respecto a lo que consumen los pacientes y cómo el azúcar y el edulcorante causan daños en la cavidad bucal, empezamos a analizar qué componentes de los chicles pueden influir en el cambio del pH, generando alteraciones en los dientes”, afirmó la Dra. Martínez, investigadora del equipo y Prof. Titular de la Asignatura Práctica Clínica Preventiva.


Según explicaron los investigadores, la muestra, hasta el momento, estuvo constituida por 12 pacientes adolescentes de ambos géneros, entre 14 y 19 años de edad sin caries y con caries, que fueron tratados en las Clínicas de la FOUNNE. A todos los sujetos se les realizó una Historia Clínica y posteriormente, se determinó el flujo salival, pH y dosaje de proteínas totales salivales.


“Los pacientes que estamos viendo tienen ciertas particularidades que todavía estamos estudiando, incluyendo todas las variables”, aseguraron. De esta manera, según los resultados obtenidos hasta el momento, los investigadores sostienen que masticar goma sin azúcar ha llevado a un aumento en el pH salival y que masticar chicle azucarado causó una disminución en el pH salival.


Al respecto, explicaron que cuando una persona consume azúcar, las bacterias de la cavidad bucal fermentan el hidrato de carbono y producto de ese metabolismo es la eliminación del ácido que altera el pH, generando transformaciones en el tejido dentario. De esta manera, “se produce la pérdida de minerales que el tejido necesita dentro de su estructura”, indicaron los investigadores.


Además, según agregaron los especialistas, si la saliva funciona de manera adecuada, posee componentes que neutralizan rápidamente la acidez. Por lo tanto, se revierte naturalmente esa situación y se equilibran los niveles de Ph salival para mantenerlo normal. “Sin embargo, si no le damos a la saliva el tiempo que necesita para realizar este proceso y consumimos dulces con mucha frecuencia, se agota esta capacidad de la saliva y al agotarse, los minerales que se pierden no se recuperan. Así empieza a deteriorarse el diente, primero con manchas, luego con caries”, advierten los investigadores de la FOUNNE.


Finalmente, los especialistas de la FOUNNE, quienes continuarán llevando a cabo sus estudios respecto a los efectos de los endulzantes de los chicles en los dientes, recomiendan a la población evitar el consumo excesivo de chicles (con y sin azúcar) por perjudicar la articulación temporomandibular y si se prefieren con azúcar, se debe consumir de manera moderada y en un determinado momento del día donde se realice posteriormente, el cepillado habitual de los dientes.